673 537 795 info@madriderma.com

Toxina botulínica para el tratamiento del bruxismo en 10 puntos

Llama mucho la atención la eficacia de la toxina botulínica en el tratamiento del bruxismo. Soy dermatóloga, no conozco las otras opciones en su tratamiento y sí el manejo de la toxina. La aplicación de la toxina botulínica en el bruxismo es especialmente sencilla, apenas dura unos minutos, se tolera perfectamente, su eficacia dura meses y produce un importante alivio de los síntomas.

En este texto os resumo este tratamiento de vistosos resultados revisando la literatura publicada sobre este uso de la toxina botulínica, recordemos, fuera de ficha técnica.

1.- ¿Qué es el bruxismo?

El bruxismo es la contracción del músculo masetero, el encargado de la masticación, durante la noche mientras dormimos (Figura 1). Produce el rechinamiento o roce de los dientes durante el sueño. Puede ser de forma rítmica o tónica, y se produce en individuos completamente sanos. Las causas del bruxismo no están claras y se cree que puede aparecer por mala oclusión, estrés psicológico y alteraciones de la anatomía o función de la zona mandibular y la cara (1). Elementos como el alcohol o el tabaco lo empeoran.

Se cree que el bruxismo puede llegar a afectar entre un 8-21% de la población, sin embargo, lo que preocupa a pacientes y doctores son sus consecuencias, variables según cada paciente (2-4). Para un correcto diagnóstico de bruxismo debes acudir a tu médico o dentista.

¿Qué es el bruxismo?
¿Qué es el bruxismo?

2.- ¿Qué consecuencias tiene el bruxismo?

El bruxismo provoca alteraciones de la articulación temporo-mandibular, dolor en la zona, cefaleas, alteraciones dentarias y sensibilidad dental (1).

La contracción del masetero puede producir aspecto de “mandíbula cuadrada”, por lo que algunos pacientes pueden reclamar este tratamiento para tratar de disminuirla (2).

Puede producir alteración de la superficie de contacto de los dientes, dolor de cabeza, hipersensibilidad dental y daño periodontal (3) (Figura 2).

¿Qué consecuencias tiene el bruxismo?
¿Qué consecuencias tiene el bruxismo?

3.- ¿Cómo se trata el bruxismo?

  • Existen diferentes tratamientos para el bruxismo. Entre los medicamentos utilizados, además del «botox», se puede utilizar relajantes como la clonidina, la amitriptilina, clonazepam o propanolol (1) y prótesis dentales para dormir (2). La finalidad de las prótesis dentales es la de proteger la superficie de los dientes del roce, sin embargo, su efecto en la actividad muscular no está clara (3).

  • Es muy importante recordar que si utilizamos la toxina botulínica para tratar el bruxismo debemos conocer e informar a los pacientes que estamos trabajando fuera de las indicaciones.
    Te dejo el enlace a la ficha técnica de la AEMPS (Agencia Española de Medicamentos y Productos Sanitarios): https://cima.aemps.es/cima/pdfs/es/ft/63194/FT_63194.pdf
  • Esto significa, que primero el paciente lo debe conocer, tenemos que informarle, y dos, lo lógico es que el paciente haya utilizado previamente los tratamientos indicados para el bruxismo. Existen otros tipos de toxina, se llaman “Dysport” que también han sido utilizadas en algunos trabajos publicados para el tratamiento del bruxismo, también fuera de indicación de ficha técnica. En este texto hablaré de la toxina botulínica “clásica”, la primera, si es que se la puede llamar así (2).

4.- ¿Por qué y cómo funciona la toxina botulínica en el bruxismo?

  • La toxina botulínica, también conocida como «botox» coloquialmente, es una toxina secretada por una bacteria llamada Clostridium bolutinum, la causante del “botulismo”, que ya apenas vemos, afortunadamente. Existen varios subtipos de toxina, y la que habitualmente se utiliza en medicina es el tipo A.
  • Esta toxina, cuando se inyecta en los músculos, produce una relajación al bloquear la transmisión neuromuscular. Se utiliza como tratamiento de alteraciones neuromusculares, la hiperhidrosis o las arrugas. Este mecanismo de relajación es el que la convierte en eficaz en el tratamiento del bruxismo.

Lectura recomendada: ¿Qué es la hiperhidrosis?

5.- ¿Cuáles son los beneficios esperados del uso de la toxina botulínica en el bruxismo?

  • La experiencia en la consulta cuando inyectamos toxina para mejorar el bruxismo es muy buena. Si tratamos de buscar datos científicos que avalen estas sensaciones no son tan optimistas. Encontramos duraciones del efecto que van desde semanas a seis meses en los mejores casos (1), con una media de tres meses.
  • Se obtuvo una mejoría significativa del dolor cuando se comparó con placebo, y en los pacientes en los que se realizó estudio de polisomnografía, 58 en total, se midieron cambios significativos en cuanto a los episodios de bruxismo (1).

  • En la revisión de los resultados se puede apreciar que no son homogéneos, muestran variabilidad, esto es posible que sea causado por la influencia en la forma de inyectarlo, las diferencias individuales y el tipo de toxina utilizada.

6.- ¿Cómo se inyecta la toxina botulínica para el bruxismo?

  • La toxina botulínica para el tratamiento del bruxismo se inyecta en el músculo masetero, y algunos autores inyectan en el músculo temporal, para relajar la articulación temporo-mandibular desde la parte superior (1) (Figura 3).
  • Las unidades inyectadas varían de 40 a 60 en total, es decir de 20 a 30 por cada lado tratado de toxina botulínica. La inyección se debe realizar al menos a 1,5 cm del borde inferior de la mandíbula para evitar los nervios faciales. Una aproximación propuesta es realizar 3 inyecciones de 10 unidades cada una (2).

  • En mi experiencia personal, por seguridad busco las fibras más anteriores del masetero, para alejarse de la glándula parótida y evitar pincharla e inyecto justo encima del hueso de la mandíbula para evitar el elevador de la sonrisa (4).
Aplicación de la toxina botulínica para el bruxismo
Aplicación de la toxina botulínica para el bruxismo

7.- ¿Por qué se utiliza para cambiar el perfil de la cara?

    • La relajación de los músculos maseteros puede “afinar” el ovalo facial, y con esa intención se puede utilizar. La toxina se puede utilizar para tratar el aspecto de “mandíbula cuadrada” (2). En este post estoy centrada en el bruxismo, si bien la inyección se produce en una zona cercana no se realiza igual (2).

    8.- ¿Existe suficiente evidencia sobre el uso de la toxina botulínica para el bruxismo?

    En un reciente metaanálisis de todos los estudios publicados, la conclusión de los autores es que hacen falta más ensayos clínicos con este tratamiento. Estos autores incluyen 10 publicaciones que consideran de más calidad que englobaron a 148 pacientes (1). Si bien la mayoría coinciden en que es un tratamiento seguro (1,2,4).

    9.- ¿Se me puede «caer» la mandíbula? ¿Cuáles son los efectos secundarios?

    Parece que es un poco complicado dejar de masticar después de la inyección de toxina, o al menos si se utilizan las unidades adecuadas, el masetero es un músculo fuerte, se calcula que la pérdida de fuerza que se produce en el masetero es de aproximadamente un 20% (2).

    Si volvemos a datos objetivos, en los trabajos publicados este efecto no aparece descrito, valoremos no obstante el posible sesgo de no publicarlo. Existen sólo casos aislados publicados de efectos adversos al inyectar toxina botulínica para el bruxismo y es la alteración de la sonrisa.

    10.- ¿Cuál es la experiencia en la práctica real de la toxina en el bruxismo?

    Mi experiencia cuando inyecto la toxina para tratar el bruxismo es sorprendente, el alivio del dolor y la sensibilidad de los dientes comienza a aparecer en unas 48 horas. No obstante, mi experiencia es limitada. En las referencias de otros autores encontramos esta misma sensación (1,4), una mejoría y no progresión del bruxismo de forma segura y sin efectos secundarios.

    No podemos obviar los fundamentos de la ciencia rigurosa y la falta de ensayos clínicos en este procedimiento, así como de indicación.

    *Información destinada a profesionales sanitarios

    CUADRO RESUMEN

    1. El bruxismo es la contracción de los músculos de la masticación durante el sueño.
    2. El bruxismo produce desgaste en la superficie de los dientes, dolor, sensibilidad dental y alteración periodontal.
    3. Entre los diferentes tratamientos del bruxismo se encuentran terapias de relajación, medicamentos y prótesis para proteger los dientes, siendo la toxina botulínica una alternativa de tratamiento no aprobada.
    4. La toxina botulínica mejora el bruxismo cuando se inyecta en el masetero y produce una relajación.
    5. Se suelen inyectar de forma simétrica unas 20 a 30 unidades de toxina botulínica ¨clásica” en una zona de seguridad sobre el músculo masetero.
    6. También se puede utilizar para disminuir el efecto “mandíbula cuadrada”.
    7. En el momento actual no hay ensayos clínicos publicados del tratamiento del bruxismo con toxina botulínica.
    8. En los estudios hasta ahora publicados se muestra como un tratamiento seguro.
    9. La experiencia de su uso en la práctica es buena, sin embargo faltan más estudios y surge como alternativa a las indicaciones aprobadas para el bruxismo.

    Referencias:

    1. Cheng Y, Yuan L, Ma L, Pang F, Qu X, Zhang A. Efficacy of botulinum-A for nocturnal bruxism pain and the occurrence of bruxism events: a meta-analysis and systematic review. Br J Oral Maxillofac Surg. 2022 Feb;60(2):174-182. doi: 10.1016/j.bjoms.2021.03.005. Epub 2021 Mar 24. PMID: 34955330.
    2. Kwon KH, Shin KS, Yeon SH, Kwon DG. Application of botulinum toxin in maxillofacial field: part I. Bruxism and square jaw. Maxillofac Plast Reconstr Surg. 2019 Oct 1;41(1):38.
    3.Beddis H, Pemberton M, Davies S. Sleep bruxism: an overview for clinicians. Br Dent J. 2018 Sep 28;225(6):497-501.
    4. Serrera-Figallo MA, Ruiz-de-León-Hernández G, Torres-Lagares D, Castro-Araya A, Torres-Ferrerosa O, Hernández-Pacheco E, Gutierrez-Perez JL. Use of Botulinum Toxin in Orofacial Clinical Practice. Toxins (Basel). 2020 Feb 11;12(2):112.