Beneficios del Yoga y el Yoga Facial en la Piel

por | Ene 29, 2024 | Información general

¿Tienen relación el yoga físico y el yoga facial?

El yoga es una práctica milenaria con beneficios a nivel cuerpo y mente, este trabajo produce beneficios del yoga en la piel. La práctica de yoga ha demostrado beneficios en la salud general en trabajos científicos de calidad . Recientemente se ha puesto de moda el yoga facial, pero, ¿tiene algo que ver con el yoga fisico. Sigue leyendo este post para conocer específicamente los beneficios del yoga en la piel y si realmente tiene sentido prácticar el yoga facial.

La práctica de la paciencia, la persistencia, la autorrealización y ahimsa (no violencia hacia uno mismo) a través de las asanas (posturas), los pranayamas (respiración) y la meditación, parece que nos puede rejuvenecer.

La palabra yoga tiene dos significados, unión, con uno mismo y con el cosmos. Se puede definir como las técnicas de perfeccionamiento del ser humano a nivel físico, mental y espiritual.

 

Origen del yoga y ventajas para la salud general

La cultura milenaria del yoga debe su evolución a los sabios de la antigüedad que desarrollaron sus enseñanzas y las transmitían a sus discípulos mediante el contacto directo con el maestro. Su origen se remonta a la antigua civilización del Indo en los milenios tercero y segundo antes de Cristo. Sus enseñanzas fueron trascritas a los textos clásicos “Vedas” en los que se menciona el yoga por primera vez y adquiere una base definida. El yoga se ha extendido y es una práctica universal dentro de la cual existen diferentes sendas, inabarcables en este post, pero de forma muy somera podemos hablar del Hatha yoga (yoga físico y sus variantes) y del Raja yoga (yoga mental) (1). Para algunos autores el yoga es un estado mental, una forma de sosegar la mente y alcanzar la paz interior, a la que se llega mediante posturas, “asanas” y técnicas de respiración, “pranayama” (2). En la literatura científica de calidad encontramos más de 4000 trabajos dedicados al estudio del yoga y su efecto a nivel psicológico y corporal. Podemos observar que la mayoría de ellos se centra en alteraciones neurológicas, artritis, manejo del dolor, emociones o cualidades cognitivas. Pero en nuestro caso vamos a enfocarnos específicamente en los estudios que abordan los beneficios del yoga en la piel.

Beneficios del yoga en la piel

Antiarrugas La vida yogui es antiarrugas: y existen evidencias moleculares que lo demuestran. La piel expresa nuestra apariencia y nuestra edad y tiene sentido que lo haga de forma paralela a los órganos internos (3). La práctica regular de asanas y pranayamas disminuye la actividad de la enzima superóxido dismutasa (SOD), una de las principales implicadas en el envejecimiento y lo hace regulando la expresión de los genes (4). Además, aumenta la expresión de moléculas reparadoras (COX-2 y bcl-2) y anti-inflamatorias (IL6, TNF) muy conocidas, y lo hace mejor que el ejercicio extenuante (5). Otras vías implicadas en el envejecimiento también dismunuyen su actividad (AGE, advanced glycation end products), aumenta el flujo sanguíneo y mejoran globalmente el matobilismo de la piel y los tejidos (3). Probablemente la práctica de una actitud yogi con su mejora en la calidad de vida ayude a estar menos oxidado y ser más joven.

Expresión facial 

El yoga regula la expresión facial: los practicantes regulares de yoga expresan en su cara menos emociones negativas ante situaciones negativas. El yoga disminuye el “arousal”, que es la respuesta del cuerpo ante emociones negativas o estrés y consiste en la aparición de sudor, taquicardia, respiración rápida.

Los pacientes estudiados, además de tener menos expresiones corporales de arousal ante emociones negativas, reportaron también menos experiencia emocional negativa ante los estímulos negativos (6).

Acné excoriado y tricotilomanía Otro de los beneficios del yoga en la piel puede encontrase en el tratamiento del acné excoriado y tricotilomanía. El acné excoriado es la manipulación de las lesiones de acné, frecuente en mujeres adolescentes, que produce cicatrices e incluso infección local. La tricotilomanía es otro hábito que se encuentra en niños pequeños, que ante episodios de estrés se arrancan mechones de pelo. Ambas se deben a conductas repetitivas centradas en el cuerpo y debajo de las cuales encontramos ansiedad o procesos de adaptación. La práctica de yoga ha demostrado añadir beneficios a los tratamientos farmacológicos y psicológicos de estas afecciones (7).

El yoga facial es antiarrugas

En un estudio reciente publicado en una revista de calidad en dermatología, en un grupo de pacientes que realizan yoga facial durante 20 semanas encuentran una moderada disminución de las arrugas a nivel medio facial y del tercio inferior. El programa consiste en la práctica de los ejercicios 30 minutos entre todos los días de la semana a 2 o 3 veces en semana. Su método de acción puede ser debido al entrenamiento de la musculatura facial (3).

El yoga facial se pone de moda

A raiz del estudio mencionado anteriormente comenzaron a generalizarlse las prácticas de yoga facial como tratamiento de las arrugas.

El yoga facial es una práctica cada vez más popular que combina los principios del yoga tradicional con técnicas diseñadas específicamente para tonificar, fortalecer y rejuvenecer los músculos faciales. Aunque el yoga facial puede variar en enfoque y técnicas, su objetivo principal es mejorar la apariencia y la salud de la piel del rostro a través del ejercicio muscular, la respiración consciente y la relajación.

Una de las características distintivas del yoga facial es su enfoque en la conexión mente-cuerpo igual que el Hatha Yoga. Al igual que en el yoga físico, la práctica del yoga facial promueve la conciencia corporal y la atención plena. Los practicantes aprenden a conectar con los músculos faciales, a identificar áreas de tensión y a liberar el estrés acumulado. Este enfoque holístico no solo beneficia la apariencia física, sino también el bienestar emocional y mental como hemos mencionado anteriormente. Recordemos que la belleza es un estado interior.

Los ejercicios de yoga facial implican una variedad de movimientos y técnicas diseñadas para trabajar los músculos faciales desde diferentes ángulos. Estos pueden incluir ejercicios de estiramiento, contracción y masaje que ayudan a mejorar la circulación sanguínea, aumentar el flujo de oxígeno a las células de la piel y promover la eliminación de toxinas. Al fortalecer los músculos faciales, el yoga facial puede ayudar a reducir la flacidez y la aparición de líneas finas y arrugas.

Además de los beneficios en el tratamiento de las arrugas, el yoga facial también puede tener efectos terapéuticos. Muchas personas experimentan una reducción en el dolor de cabeza y la tensión facial después de practicar yoga facial de manera regular. Algunos estudios sugieren que ciertas técnicas de yoga facial pueden incluso ayudar a aliviar los síntomas del bruxismo y los trastornos temporomandibulares al relajar los músculos de la mandíbula y el cuello.

La práctica del yoga facial no requiere equipo especializado y puede realizarse en cualquier momento y lugar. Muchos practicantes incorporan ejercicios de yoga facial en su rutina facial, ya sea por la mañana para despertar y tonificar los músculos faciales, o por la noche para relajar y liberar la tensión acumulada durante el día.

En resumen, el yoga facial es una práctica versátil y accesible que ofrece una variedad de beneficios para la salud y el bienestar. Desde tratamiento de las arrugas, mejorar la flaccidez de la piel hasta aliviar el estrés y la tensión muscular, el yoga facial es una herramienta poderosa para aquellos que buscan mantener un rostro radiante y una mente tranquila. Con su enfoque en la conexión mente-cuerpo y su énfasis en la atención plena, el yoga facial nos recuerda que la belleza verdadera comienza desde adentro, esto no se nos puede olvidar.

Más abajo te dejo el link a un interesante estudio sobre yoga facial publicado en una de las revistas más importantes de dermatología del mundo.

 

Conclusiones sobre los beneficios del yoga y del yoga facial en la piel

En mi opinión el yoga no sustituye a otros métodos como una buena crema antiarrugas con retinoico u otras técnicas terapéuticas, y aún faltan más estudios de calidad, aunque puede ayudar (sobre todo si produce bienestar físico y mental).

Bibliografía

1. Danilo Fernández. Claves del yoga: teoría y práctica. 19ª Edición 2017. La Liebre de Marzo, SL.

2. Cristina Brown. La biblia del yoga. 1ª Edición 2015. Gaia Ediciones S.L.

3. Beri K. Breathing to younger skin: “reversing the molecular mechanism of skin aging with yoga”. Future Sci OA 2016; 2:122.

4. Saatcioglu F. Regulation of gene expression by yoga, meditation and related practices: a review of recent studies. Asian J Psychiatr 2013; 6:74-77.

5. Vijayaraghava A, Doreswamy V, Narasipur OS, et al. Effect of yoga practise on leveles of inflammatory markers after moderate and stenous exercise. J Clin Diagn Res 2015; 9: 08-12.

6. Mocanu E, Mohr C, Pouyan N, et al. Reasons, years and frequency of yoga parctice: effect on emtion response reactivity. Fornt Hum Neurosci 2018; 12: 264.

7. Torales J, Barrios I, Villalba J. Alternative therapies for excoriation (skin picking) disorder: a brief update. Adv Mind Body Med 2017; 31: 10-13.

8. Alam M, Walter AJ, Geisler A, et al. Association of facial exercise with the appearance of aging. JAMA Dermatology 2018; 154: 365-367.

Te invito a compartir este artículo para que otras personas conozcan los beneficios del yoga en la piel.

Beneficios del yoga en la piel
Agenda tu cita presencial
error: Content is protected !!
Abrir chat
1
Escanea el código
Hola 👋
¿En qué podemos ayudarte?